Las Puertas del Retiro

Las Puertas del Retiro son 18, cuatro monumentales, cinco valiosas y nueve secundarias…que permiten su acceso desde las calles de Alfonso XII, Alcalá, O´Donell y Menéndez Pelayo…pero hay otra única forma de acceder al Parque y es directamente por la estación de metro de Retiro (Línea 2),  que tiene además en sus dos andenes unos luminosos y simpáticos murales de Antonio Mingote sobre el Parque Las Puertas del Retiro Las Puertas del Retiro

Las Puertas del RetiroUna cómoda rampa nos introduce en el Retiro

Las Puertas del Retiro

 

Las Puertas del Retiro

y salimos frente al quiosco de la música, en la Plaza del Maestro Villa, hoy triste y sola en una gélida mañana de invierno.

 

Fuentes en el Retiro

Pero aparece un poco el sol y a la derecha vemos enseguida una deliciosa fuente

Las Puertas del Retiro

a la que curiosamente en unos textos nombran como de las Cuatro Gracias y en otros, yo creo que más acertadamente, de las Cuatro Nereidas o las Cuatro Sirenas, que muestran sus jóvenes cuerpos desnudos pero con pies y manos de anfibios, entrecruzan sus piernas y están acompañadas por delfines…tampoco hay unanimidad en señalar un autor, incluso en algún sitio he leído que se atribuyen a Mariano Benlliure…

Las Puertas del Retiro

Delante de las Nereidas hay otra pequeña y deliciosa fuente, en este caso muy bien documentada

Las Puertas del Retiro

que nos muestra un niño jugando con un pez y que fue traída al Retiro en el año 1943 desde su anterior destino en la Casa de Campo y que se conoce como la fuente del Pequeño Tritón

Las Puertas del RetiroY vamos a conocer ahora algunas de sus más emblemáticas Puertas

Puerta de Hernani

Todo el conjunto queda a la vez enfrentado a una de las valiosas Puertas del Parque, la llamada de Hernani, con la preciosa silueta de la iglesia de San Manuel y San Benito en la acera frontera de la calle de Alcalá

Las Puertas del Retiro

y muy cercana, como vemos, a la famosa Puerta de Alcalá. La puerta de Hernani fue inaugurada con todos los honores en 1886 y se debe al arquitecto José Urioste Velada (Don Benito,1850–Madrid,1909 ) que también realizó las de la Independencia y la de España.

El nombre de Hernani fue sin duda una referencia a esta villa, tan cercana a San Sebastián, en cuyo Alto de Oriamendi se desarrollaron algunos de los muchos cruentos enfrentamientos de las sangrientas Guerras Carlistas, entre los partidarios de que a la muerte de Fernando VII, en 1833, le sucediera su hija Isabel o los que preferían a su hermano Carlos María Isidro… Y tanto la próxima calle de O´Donell (Santa Cruz de Tenerife1809 – Biarriz (Francia), 1867), como la cercana estatua ecuestre de  Espartero (Granátula de Calatrava, 1793-Logroño, 1879) están dedicadas a sendos militares vinculados a este desgraciado capítulo de nuestra Historia..

Las Puertas del Retiro
Monumento del pintor y escultor tarraconense Pablo Gisber al General Espartero, Príncipe de Vergara entre otros títulos. En el frente puede leerse “A / ESPARTERO / EL PACIFICADOR / 1839 / LA NACIÓN AGRADECIDA”. En los dos laterales relieves en bronce alusivos a la Batalla del Puente de Bolueta, más conocida como Batalla de Luchana (1835) y al Abrazo de Vergara (1839), dos sucesos de la Primera Guerra Carlista en los que Espartero fue protagonista.

Unas guerras que tan bien reflejó,  en la tercera parte de sus imprescindibles “Episodios Nacionales”, don Benito Pérez Galdós,  con sus terribles enfrentamientos bélicos, los entresijos políticos, las intervenciones extranjeras, las negociaciones con las que se logró terminar y la dificil vida que hubo de soportar el pueblo.

Los “Episodios Nacionales” son un verdadero monumento a la literatura y a la historia sabiamente combinadas, del que el prestigioso crítico literario José Fernández Montesinos (1847-1972) dejó dicho que la gente había aprendido la reciente Historia de España con los Episodios Nacionales, que abarcan desde 1805, con la batalla de Trafalgar, a 1880 con la muerte de Alfonso XII.

La Puerta de Madrid

Las Puertas del Retiro

Muy cerca de la de Hernani se alza la Puerta de Madrid (también de Urioste) ya en el inicio de la calle O´Donell (que nace en la de Alcalá a la altura de la Casa Árabe, antiguas Escuelas Aguirre) y que nos conduce a la conocida como Casita del Pescador, único  de los caprichos de Fernando VII que ha perdurado en el Retiro.

Las Puertas del Retiro

y a las nostálgicas ruinas de la Ermita de San Isidoro o de San Pelayo de Ávila,

Las Puertas del Retiro

 Son – según podemos leer en oportunos carteles – restos de una iglesia románica que constaba de una única nave cubierta con armadura de madera y con un ábside semicircular realizado en el siglo XI. La construcción es de mapostería ordinaria y fábrica mixta de piedra arenisca roja de Ávila, Desde el año 1062 las ruinas de San Pelayo de Ávila pasaron a llamarse también ruinas de San Isidoro debido a que el cuerpo de este santo  descansó en ella cuando era trasladado desde Sevilla a León.

Las Puertas del Retiro

El edificio era una pequeña ermita situada extramuros de la ciudad castellana, junto al margen derecho del Río Adaja, en la divisoria de los barrios judío y moro.

Las Puertas del Retiro

El 20 de enero de 1896 dichos restos fueron cedidos al Ayuntamiento de Madrid y el 9 de marzo de este mismo año se decidió su emplazamiento en los jardines del Buen Retiro. En 1999 se procedió a la restauración y consolodicación de las ruinas. Estas ruinas forman parte del Patrimonio Histórico Artístico de Madrid.

Las Puertas del Retiro

Las ruinas se componen de un paredón recto de mampostería de ladrillo visto con un arco de madio punto y otro paredón circular de las mismas características con dos capiteles tallados. Se conserva la puerta de tres arquivoltas planas de medio punto sobre columnas y jambas y el abside con sus ventanas y columnas adosadas

La Puerta de España

Las Puertas del Retiro

Desde la calle de Alfonso XII da paso al majestuoso Paseo de la Argentina más conocido como Paseo de las Estatuas.

En 1743, Felipe V encargó al muy culto benedictino Fray Martín Sarmiento (1695-1772), que elaborara un programa iconografico de la Historia de España para la decoración exterior del Palacio…Se trataba de ilustrar toda la historia de España, a través de sus Reyes, desde los inicios de su Historia hasta aquellos momentos de mediados del siglo XVIII.

Las Puertas del Retiro
La reina doña Berenguela en el Paseo de las Estatuas del Retiro del escultor Alfonso de Grana

El encargo fue cumplido, esculpiendo a toda la monarquía hispana desde los reyes godos hasta los Borbones: Felipe V y Fernando VI, pasando por los monarcas asturianos, leoneses, castellanos, los Trástamara y los Austrias… Dicen que eran 108 estatuas con sus nombres, fechas de nacimiento, reinado y muerte en sus pedestales. Su destino, coronar las cuatro fachadas del Palacio Real, no se cumplió pues Carlos III mandó retirarlas probablemente por su peso (tres toneladas cada una) que lo hacía muy peligroso y además recargaban excesivamente la decoración del Palacio…

Tras estar mucho tiempo almacenadas se las empezó a adjudicar “destinos” cambiando su lógica ordenación y con ello el sentido de su meditado programa…algunas se perdieron, otras fueron cambiadas de sus pedestales y ya no se sabe de quien son… Ahora solas o en grupos ocupan lugares públicos donde la mayoría de las veces se ignora su verdadero origen.

La Puerta de Felipe IV

Las Puertas del Retiro

Está situada frente al edificio del Casón en la calle de Alfonso XII y da acceso al Parterre donde aún pervive el famoso ciprés calvo, el árbol más antiguo del Retiro, que en otoño nos regala su maravilloso colorido. Se construyó para conmemorar la entrada en Madrid de doña Mariana de Neoburgo segunda esposa de Carlos II

Las Puertas del Retiro

La Puerta de Dante

 

Las Puertas del Retiro Las Puertas del Retiro

Situada en la Avenida de Menendez Pelayo, cerca de la Plaza Mariano de Cavia, es una de las últimas puertas de acceso al Retiro que fue ornamentada y dedicada nada menos que a Dante en 1969. Puede verse aquí más informacion sobre ella. Y además hay que recordar que este año se cumplen los 700 de la publicación del “Infierno”; el primer canto de la Divina comedia” que marcó la imaginación occidental

Nota: Las cuatro Puertas monumentales son las de España. Felipe IV, de Madrid y de la Independencia.

Las cinco con ciertos valores, la del Ángel Caído, Dante, Hernani, Granada y O´Donell

Y las nueve secundarias, América Española, Doce de Octubre, Herrero Palacios, Lagasca, Mariano de Cavia, Murillo, Niño Jesús,  Reina Mercedes y Saniz de Baranda

 

3 pensamientos en “Las Puertas del Retiro”

  1. Hace tiempo proyecté conocer todas las Puertas del Retiro, su historia, su arte… y vivirlas entrando y saliendo por ellas. Ahora tú, Mariarosa, me tres hecho el trabajo. Sólo me queda pasearlas. Muchísimas gracias. Y continúa, por favor, con las restantes. Creo que es un importante reportaje, porque el Retiro es un emblema de Madrid.

  2. La errata de ‘tres’ por ‘traes’, una vez rectificada, . me da pie para añadir ¡y qué fotos!. Algunas tan objetivas, otras tan románticas, las de la ermita. Esta noche seguro que sueño con el Retiro. Un abrazo y de nuevo, ¡gracias!

  3. Querida María del Carmen, como siempre una alegria recibir tus comentarios y ver que coincidimos en tantas cosas y aprecio por la belleza que tenemos en torno nuestro. Ya me dirás si has soñado que paseabas por el Retiro una noche de luna llena entre las ruinas de la ermita o en una barca por el lago del Palacio de Cristal…

Deja un comentario